CLN

El líder y las ventas

Las ventas son la razón de ser de una empresa. Estas constituyen el ingreso de capital a la organización. Los departamentos de ventas y comerciales son los encargados de llevar en sus hombros esta fundamental labor. En esta dependencia el líder y las ventas son hermanas.

Los líderes de ventas, a diferencia de lo que muchos creen, no son aquellas personas que venden más productos o servicios en un área comercial de una determinada corporación. No, estas personas son solo buenos vendedores, pero no quiere decir que sean líderes en su campo.

Un buen líder, se define como aquel individuo que guía con sus conocimientos y experiencias a un equipo, para cumplir unos objetivos o alcanzar unas metas. Para que el líder y las ventas puedan conjurar una fructífera relación, el primero tiene que cumplir con ciertos requerimientos especiales y únicos de guía.

La estrella de belén del departamento de ventas

En los departamentos de ventas y comerciales, así como en las otras divisiones, los líderes son los que impulsan las actividades diarias de sus colaboradores. Se podría decir que son la Estrella de Belén que les muestra el camino a los pastorcitos para llegar al pesebre.

Y es esta la característica primordial de todo líder de ventas, trazar y mostrar el camino a los pastorcitos, que vienen a ser su equipo humano de ventas, por medio de la luz que este emana desde lo alto. No crean ahora, que el líder va a pasar con una linterna en su mano. La luz a la que me intento referir, son todos aquellos conocimientos, experiencias, actitudes, reflexiones y diálogos que influyan en los vendedores para impulsar las ventas.

Pero una buena Estrella de Belén debe saber relacionarse con sus camaradas de equipo a la vez que es capaz de escucharlos, para definir fortalezas y debilidades de cada uno. Con esto lograra identificar las falencias y las ventajas que posee su grupo de ventas. Una vez detectado un eslabón débil, el líder de ventas está en la obligación de desarrollar las habilidades de este colaborador y de acompañarlo en su proceso.

Además, un líder se muestra como ejemplo ante su equipo de ventas. Que mejor manera de que sigan a un líder que mostrando como se cierra una venta exitosa. Esto repercute en los vendedores que ven de primera mano como su motivador ejecuta una venta y los anima a que alcancen sus metas periódicas.

Diferencias entre líder de ventas y el gerente de ventas

Una gran mayoría considera que, el líder de ventas y el gerente de ventas, vienen a ser los mismo dentro de un todo. La verdad es que los líderes y los gerentes, marcan diferencias en sus procedimientos y modos de ver las cosas en lo relacionado con las ventas.

Es así como para un gerente de ventas el mando y la jerarquía están de primero ante sus colaboradores, dando la sensación de ser un dictador que solo imparte órdenes, sin tener en cuenta la opinión de sus subordinados. Para un líder de ventas no existen jerarquías en su grupo de ventas, él se relaciona con sus compañeros, y trabaja hombro a hombro en alcanzar los objetivos de ventas trazados.

 

El líder y las ventas van siempre de la mano, pues es habitual que un líder de ventas ejecute ventas. En cambio, los gerentes de ventas solo dirigen el proceso; llevan estadísticas de las ventas diarias, mensuales, y trimestrales; pero no ven la ejecución de los procesos de ventas por parte de los agentes comerciales, ya que se pasan la mayor parte del tiempo encerrados en sus oficinas.

Más aún, los gerente no pueden ver la debilidades unipersonales de los asesores de ventas, lo que dificulta una intervención oportuna con capacitaciones y enseñanzas para el vendedor.

Cualquiera puede llegar a ser un gerente de ventas, después de estudiar una disciplina académica relacionada con la dirección y gerencia. Sin embargo, no todos podemos llegar a ser líderes de venta, pues es algo que se cultiva y se forma con humildad y perseverancia.

02/01/2015

0 Respuestas en El líder y las ventas"