CLN

Por qué el cliente es tu mejor publicidad: Marketing Relacional

Hace algún tiempo, cuando trabajaba en el área de ventas para una gran empresa, descubrí algo que cambió para siempre mi forma de vender y, por supuesto, los números también: el marketing relacional.

¿Qué es el marketing relacional?

Este consiste prácticamente en crear, fortalecer y mantener las relaciones de las empresas con sus clientes, logrando los máximos ingresos por cliente.

Tengo que aceptar que había escuchado el concepto, pero nunca le puse la suficiente atención hasta que, en una ocasión, vi cómo uno de los gerentes de la empresa logró solucionar un problema con un cliente mediante un manejo sorprendente de atención y  servicio.

Ellos estuvieron tan contentos que incluso terminaron comprando la membresía más alta que teníamos. No dudo que la renovaron tiempo después, y que gracias a que hablaron maravillas de la empresa, llegaron varios clientes nuevos. A ese proceso en especial del marketing de relaciones se le conoce como: fidelización.

¿Qué es mejor? ¿Que un cliente te compre y nunca vuelva o que te compre y se vaya tan contento que quiera regresar y darte más dinero? 😀

¿Cuál es el objetivo de alcanzar tus metas en ventas, si el cliente definitivamente no te recomendaría con nadie?

Dicen que “un cliente insatisfecho es igual a perder a 10 clientes potenciales”.
Por lo tanto en el mundo de las ventas, “conservar a los clientes tiene la misma importancia que conseguir nuevos”.

 

Cuando comencé a ver al cliente como un ser humano que necesita ser escuchado, atendido y servido, y no como un gran billete, mis ventas aumentaron como nunca antes lo habían hecho.

Algunos consejos de fidelización en el marketing relacional:

  1. Haz que amen tu producto:

Lograr que tus clientes perciban un gran valor en tu producto, los dejará de muy buen humor. Saldrán contentos porque saben que lo que compraron vale lo que pagaron y no que terminaron comprando algo que no querían por “hacerte el favor”.

 

  1. Regálales un momento agradable.

Muestra un interés genuino por tus clientes, escúchalos con atención, permite que te den la clave de lo que quieren o necesitan. Ellos notarán que no los estás viendo sólo como compradores sino como personas. Además seguramente así harás nuevos y adinerados amigos.

 

  1. Supera las expectativas.

Algunas ocasiones los clientes quieren que soluciones su problema. Hazlo de la mejor manera posible, preocúpate, ponte en su lugar y da el extra. Propón soluciones que vayan más allá de lo que esperaba el cliente y lograrás ganar su confianza de forma extraordinaria.

 

Cuando hablo acerca de este “plus” en las ventas, no quiero menospreciar las técnicas de venta agresivas o que descuidan el servicio y la relación con el cliente. Definitivamente sí funcionan. Pero si te das la oportunidad de implementar el marketing relacional en tu proceso de venta, notarás que:

  • Tus ventas aumentarán.
  • El clima laboral entre los vendedores también mejorará; una actitud positiva siempre es contagiosa.
  • (A largo plazo) las ventas seguirán aumentando gracias a los clientes contentos que regresarán o que invitarán a nuevos clientes.

 

Espero que mi experiencia pueda servirte de algo. Te invito a que te des una vuelta por nuestro blog y veas la gran cantidad de artículos que seguramente te serán igual de útiles.

Recuerda que para ser mejores en lo que hacemos, debemos prepararnos y estar en constante aprendizaje.

Nuestros cursos son una opción excelente si consideras que necesitas reforzar algún área en especial de tu trabajo o empresa, mándanos un correo electrónico o llámanos y con gusto resolveremos todas tus dudas.

 

¡Éxito!

05/10/2015

0 Respuestas en Por qué el cliente es tu mejor publicidad: Marketing Relacional"

Deja un mensaje

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *