CLN

4 formas para identificar a un líder emergente

Pensemos unos segundos en cómo debería ser un líder. Las características que quizás nos vendrían a la mente, serían la de una personalidad muy activa, buena para hablar en público, hábil para manejar grupos, y con gran carisma para relacionarse. Sin embargo, ¿Qué es lo que realmente hace a un líder? ¿Cómo podemos encontrarlos en nuestras organizaciones?

Todos tenemos ideas acerca del liderazgo que nos hacen diferenciar a un líder, de uno que no lo es. Y esto es parte de nuestra forma de ser como humanos, percibimos de alguna manera y si algo no se asemeja a eso, hay un problema.

Cuando examinamos el liderazgo en una organización, es indispensable entender que para ser un líder efectivo se necesita más que una buena presentación social. Lo problemático de quedarnos con el estereotipo, es que podemos dejar pasar grandes talentos para gestionar y guiar grupos y, también darles liderazgos a algunos que no tienen la capacidad requerida, sólo porque llenan el ojo.

En nuestras empresas, existen líderes ocultos que quizás no cumplen con el estereotipo, pero que pueden ser vitales para la salud de la organización. Éstas personas pueden ser identificadas, definidas, enseñadas, y animadas para desarrollar nuevos roles en el interior empresarial y con esto, aumentar la competitividad.

Los autores, Scott Edinger y Laurie Sain han desarrollado 4 indicadores que te permitirán identificar a estos líderes emergentes en las organizaciones.

1. Integridad

Este punto es indispensable para un líder emergente. Significa que tanto las acciones como los pensamientos son congruentes y se manifiestan en una conducta que busca el bienestar de todos. La lealtad a sus creencias los hacen predecibles, y por lo tanto sumamente confiables.

2. Liderazgo a través de relaciones. 

Ser líderes a través de las relaciones, es realmente la piedra fundamental del liderazgo en todo sentido. Pensemos en un líder que crea más división que unión, molestias más que buen ambiente. Sencillamente, es incapaz de guiar a un grupo. Es a través de las relaciones como se puede llegar a influir e inspirar a los otros, y no mediante la posición y el mandato.

3. Enfoque en Resultados.

El líder emergente mantiene una perspectiva amplia y actúa con independencia para conseguir los resultados. El fin, siempre serán los objetivos de la organización. La automotivación que logre, será conseguir lo que la empresa espera de el, y de las personas que tiene cerca.

4. Servicio de Excelencia.

Esto va más allá del servicio al cliente. El líder emergente reconoce en su trabajo una gran influencia en la experiencia del consumidor. Y también, identifica los momentos que requieren más detalle y esfuerzo.

Para las empresas, identificar el liderazgo emergente es una tarea necesaria. Los beneficios son muchos los que pueden surgir: crecimiento empresarial, mejoras en relaciones laborales, y aumento del compromiso en los colaboradores. Quizás en tus filas, se encuentre el próximo gran líder de la organización.

0 Respuestas en 4 formas para identificar a un líder emergente"

Deja un mensaje

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *